15 Maneras Simples De Relajarse [Respaldadas Por La Ciencia]

Normalmente uno se atasca en la rutina diaria y el estrés aumenta. Y deshacerse de ese estrés muchas veces parece exponencialmente difícil.

Así que si estás buscando una manera de salir, aquí hay unas formas respaldadas por la ciencia para calmarte y relajarte, aún si no puedes tomarte unas vacaciones.


Recibe un masaje.

nuestra generacion

Sí, de hecho, recibir un masaje podría ser una excelente manera para algunos de nosotros de aliviar el estrés y relajarnos.

Un pequeño estudio que observó el efecto de los masajes de espalda en estudiantes japoneses preparándose para los exámenes descubrió que las personas que los recibían tenían menos rigidez muscular y niveles menores de cortisol, una hormona asociada con el estrés. Advertencia: el estudio fue pequeño, y no tenía un grupo de control. En otras palabras, no hay manera de saber si mandasen otro grupo de personas a un cuarto tranquilo y sin darles masajes, ver resultados similares, solo por ser aislados de sus estudios.


Medita.

nuestra generacion

La meditación es vista muchas veces como una excelente manera para relajarse, y muchos estudios respaldan esa idea. En un meta-análisis observando varios estudios de entrenamiento de relajación en personas con ansiedad, los efectos vistos de la meditación fueron mayores que aquellos vistos en otras técnicas de relajación intencionales, tales como entrenamiento autógeno (un proceso que implica hacer que tu cuerpo se vuelva caliente y pesado) y relajación aplicada. Otros estudios también han explicado en términos generales su efecto como método anti-ansiedad y antidepresivo.


Ejercítate regularmente.

nuestra generacion

La clave para una mente relajada es un cuerpo relajado, de acuerdo a la Escuela Médica de Harvard: “El cuerpo relajado enviará, sucesivamente, señales de calma y control que ayudan a reducir la tensión mental.”

Una manera de relajar el cuerpo es ejercitándose. Puede parecer contrario al sentido común, pero ejercitarse ayuda al cuerpo a liberar hormonas que elevan el ánimo, como endorfinas, y reducir niveles de hormonas de estrés, como la adrenalina y el cortisol.


Date un baño caliente.

nuestra generacion

Si tuviste un día súper estresante en el trabajo, intenta relajarte con un baño caliente.

De acuerdo al Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos, un baño caliente puede ayudar a incrementar el flujo sanguíneo, reduciendo así la rigidez y el dolor en tus articulaciones. Y menos dolor da lugar a un cuerpo y una mente más relajados.


Visita un sauna.

nuestra generacion
Pixabay

Los saunas podrían ser una manera excelente de mitigar la tensión corporal inducida por estrés, y así ayudar a la mente a tomarse un descanso y calmarse.

Múltiples estudios indican que los saunas ayudan a desencadenar respuestas anti-inflamatorias en el cuerpo que pueden ayudar a proporcionar algo de alivio a personas sufriendo de asma, bronquitis crónica, insuficiencia cardíaca congestiva, y artritis reumatoide.


Pasa tiempo con un perro.

nuestra generacion

Tener a un perro cerca trae muchos beneficios, uno es que el simple acto de hacer contacto visual con un perro libera el químico oxitocina que hace que uno se sienta feliz, según un estudio del 2009.

Mientras que la oxitocina no está directamente relacionada con la relajación, los investigadores descubrieron que aplicar oxitocina a ratas producía respuestas anti-estrés, como presión sanguínea disminuida.


Ten una sesión de besos.

nuestra generacion

 

Besarse podría ayudar a reducir los niveles de cortisol, al menos según una investigación hecha por la psicóloga Wendy Hill en Lafayette College en Pensilvania.

Hill comparó los niveles de cortisol en parejas universitarias que acababan de besarse con parejas que se agarraron de las manos por 15 minutos, y descubrieron que los niveles de cortisol eran más bajos en los que se besaron que los que se agarraron las manos.


 

Respira profundamente.

nuestra generacion

La respiración profunda es lo que el American Institute of Stress llama “súper destructor de estrés.”

Cuando estamos ansiosos y estresados, puede hacer que hagas respiraciones cortas, así que si tomas deliberadamente una serie de respiraciones profundas, puedes audar a incrementar el suministro de oxígeno a tu cerebro. Esto, sucesivamente, estimula el sistema nervioso parasimpático, llamado a veces como el “sistema de descanso y digestión,” porque es la parte del sistema nervioso que ralentiza la frecuencia cardíaca, incrementa la actividad intestinal, y relaja algunos músculos del estómago.


Tensa y relaja tus dedos de los pies.

nuestra generacion

Una de las muchas técnicas de relajación de la Mayo Clinic implica tensar gradualmente músculos diferentes, empezando con tus dedos de los pies. Aconsejan aguantar la tensión por 5 segundos, y después lentamente relajar los músculos.

A esto se le llama “relajación progresiva muscular” y los investigadores creen que puede ayudar a estimular nuestra conciencia sobre las sensaciones físicas asociadas con la relajación.


Cierra tus ojos e imagina tu lugar favorito para vacacionar.

nuestra generacion
Flickr / Benoit Mahe

Imaginar que estás en un paraíso terrenal es una manera excelente para relajarse, y es muy divertida si tu mente viaja a un lugar soleado libre de estrés.

Algunos psicólogos aconsejan usar 15 minutos al día soñando despierto: no solo te puede ayudar a concentrarte, dicen, pero como técnica de meditación puede ayudar a reducir el estrés.


 

Toma unas vacaciones.

nuestra generacion

Solo asegúrate de que sea una relajante.

En un estudio que investigaba los niveles de felicidad en gente que tomaba vacaciones y después les clasificó, aquellos que describían sus excursiones como “muy relajantes” también decían que se habían sentido más felices comparados con aquellos que no vacacionaron, y hasta comparados con aquellos que sí vacacionaron pero informaron que no se sinteron “muy relajados.” Los beneficios de estas vacaciones “muy relajantes” duraron típicamente a lo máximo dos semanas, halló el estudió.


Prueba hacer yoga.

nuestra generacion

La Mayo Clinic es un gran fan de usar el yoga como alivio para el estrés. Respiraciones voluntarias, ejercicio, lo tiene todo.

Aún así, mientras algunos estudios han mostrado que yoga podría ser un componente útil para tratar la depresión, se necesitan más estudios para confirmar los efectos benefactores del yoga en todos los ámbitos.


Escucha música.

nuestra generacion

¿Te sientes estresado? Ponte unos audífonos.

Un estudio halló que escuchar música antes de una situación típica de estrés facilitó la recuperación del sistema nervioso comparado con no escuchar música antes del evento. Esto fue medido monitoreando los niveles de cortisol, ritmo cardíaco, también como niveles reportados de estrés y ansiedad. De hecho, hay toda una área de tratamientos, llamada terapia musical, que se dedica a usar música para complementar otros tratamientos médicos.


Pinta o dibuja algo.

nuestra generacion

Si lo visual es más lo tuyo, tal vez sea momento de sacar el Picasso que llevas dentro.

La Mayo Clinic también reconoce la terapia de arte como una técnica de relajación. Y hay algunos estudios que parecen respaldarla como una táctica de alivio de estrés – un estudio sobre los beneficios de colorear mandalas prediseñadas indicó que ese ejercicio puede reducir la ansiedad.


Consigue un poco de tiempo a solas.

nuestra generacion

Aunque demasiado tiempo a solas puede ser estresante en sí mismo, tomarse un segundo para estar intencionalmente solo puede ser una técnica útil para relajarse. Un estudio de 1997 halló que los adolescentes que pasaban tiempo a solas tenían una experiencia positiva con la soledad en comparación con niños más jóvenes.

Y pasar un tiempo a solas puede ser una buena manera de darte tiempo para meditar, que como mencionamos anteriormente es una manera prometedora para relajarse.

Traducido por Nuestra Generacion


¿Te gustó el artículo? Dale me gusta para recibir más como este en tu muro de Facebook: